Regalos para niños que no cuestan dinero

Regalos para niños que no cuestan dinero. Sin duda, cuando hablamos de regalo, parece que siempre hacemos referencia a un gasto económico porque la sociedad actual está regida por el consumismo y el materialismo. En medio de esos valores están creciendo también los niños, es decir, en la idea de la abundancia en la que se han acostumbrado a tener de todo, más allá de la necesidad y de la utilidad que luego dan a las cosas.

Tal vez, ya va llegando el momento de cambiar este hábito, es decir, merece la pena enseñar a los peques a valorar otro tipo de regalos que también forman parte de la vida. Sin duda, existen gestos y detalles que no cuestan dinero. Aquí tienes algunas ideas que espero que puedan servirte de utilidad:

1) El mejor regalo para un hijo puede ser simplemente, que su padre o su madre dedique toda una tarde a estar con él. Especialmente, cuando los padres en época escolar pasan mucho tiempo trabajando. En este caso, nada mejor que sorprender a tu niño con un plan especial. Por supuesto, en caso de que le hayas prometido que el sábado le dedicarás la tarde, por ejemplo, bajo ningún concepto (a menos que se trate de una urgencia grave) debes cambiar los planes. De lo contrario, pensará que no le tomas en serio.

2) Ten gestos bonitos en la rutina diaria. Sorpréndele con su comida favorita, léele un cuento antes de acostarse, interésate por cómo le van las cosas en el colegio…

3) Un niño es más feliz en la medida en que se siente querido. Por ello, cada noche, dale un beso de buenas noches y dile que le quieres. No importa que se lo repitas hasta el aburrimiento, es mejor no ser tacaño en cuestión de afecto.

4) Hazle sentir a tu hijo que es alguien especial. De este modo, estarás cultivando su autoestima. Un ingrediente esencial en la receta de la felicidad.

En definitiva, existen muchas formas de sorprender a un niño. Por ello, es importante educar a los peques en la idea de la espiritualidad más allá del consumismo y del dinero.

Imagen: 20 Minutos