Elegir un juguete para los más pequeños puede resultar muy complicado. En principio, los expertos apoyan el uso de juguetes didácticos en niños, que les permiten divertirse a la vez que mejoran ciertas áreas del conocimiento. Este tipo de juguetes son muy utilizados tanto en hogares como en centros educativos, porque está comprobado que los niños retienen mejor ciertos conocimientos cuando los aprenden de una manera lúdica.

Uno de los grandes clásicos dentro de los juguetes educativos son los puzzles. Estos rompecabezas están compuestos por varias piezas que, ordenadas de manera correcta, permiten ver una imagen; son una parte fundamental en el desarrollo cognitivo de los más pequeños.

puzzles-personalizados

En concreto, el uso de puzzles en niños mejorará su psicomotricidad fina, al tener que utilizar movimientos precisos para encajar las diferentes piezas. Otro aspecto que se ve beneficiado cuando el niño se entretiene con este tipo de juegos es la coordinación entre ojo y mano, y la distribución espacial. Además, el uso de puzzles aumenta la concentración de los más pequeños, que en un futuro les ayudará en su rendimiento escolar.

Es muy importante que el diseño del puzzle sea atractivo para él. En primer lugar, ten en cuenta la dificultad del rompecabezas, ya que niños más pequeños necesitarán puzzles con menos piezas y éstas deberán tener un tamaño más grande, para que puedan manipularlas mejor. A medida que van creciendo, podemos aumentar la dificultad de este juego, para que siempre suponga un reto para ellos.

Por otro lado, debemos cuidar también la imagen que van a formar. Si ellos perciben esta imagen como atractiva, tendrán más motivación para completar el puzzle. Por este motivo nos ha gustado la idea de MyBestPresent.com y sus puzzles personalizados. Podemos entretener a nuestros peques con un puzzle totalmente único, con una foto suya, o de toda la familia. Seguro que le encanta ir descubriendo que son ellos mismos los que se ocultan en las piezas de este juego tan clásico.