Lectura para unas vidas

La Feria del Libro Antiguo es toda una tradición en esta época del año en la que nada como poner al mal tiempo buena cara gracias al entusiasmo que surge de una bonita historia literaria. Los libros son un punto de apoyo muy importante para crecer a nivel emocional, de hecho, las historias de ficción ayudan a los niños a crecer en un entorno de satisfacción personal y de seguridad.

La Feria del Libro Antiguo también es una ocasión muy importante para comprar títulos infantiles a muy buen precio porque el ahorro es básico. La Feria del Libro Antiguo contiene verdaderas joyas del ámbito literario por lo que puede ser enriquecedor acudir con los niños a pasar una agradable tarde en contacto con el saber ya que ésta es una de las formas de inculcar el amor por los libros a los niños.

Con motivo del inicio de la vuelta al cole, los niños retoman su rutina académica, por esta razón, es muy importante pensar en que los niños también pueden recibir un bonito regalo en esta época del año. Y los libros también son un buen regalo porque son la puerta abierta a la creatividad, la conquista de los sueños, la fantasía y un mundo perfecto.

La Feria del Libro Antiguo es toda una tradición por lo que también puedes convertir en tradición el plan de ir en familia para disfrutar de una agradable velada con los niños, consultar los títulos, ver algunos diseños de libros al igual que puedes ir de tiendas para mirar escaparates.

A pesar de que los niños de nuestro tiempo han crecido en la era de las tecnologías, es muy importante que también aprendan a amar los libros y la magia que tiene el papel. Una magia con la que han crecido niños durante muchos siglos. Pero además, un libro también es un medio para dialogar con el autor.

Los libros no son un elemento decorativo en una estantería sino un medio de realización personal y un buen amigo.

Fuente – ABC